Inicio Noticias, Notas
y Reportajes
Cultura en los
Municipios
Diarios,
revistas y
otros papeles
Danza con
identidad
Escuelas con
identidad
Discos Pueblos
originarios
Fotos con
Identidad
Peñas y Encuentros Radio Cine Libros Teatro Pintura, dibujo, escultura y
algo más
Tango Pibes Libro de Visitas
Te cuento costumbres
LA SEÑALADA EN EL NOROESTE ARGENTINO

por Susana C. Otero (adaptaciones)




Tamaño A+ A-

    Esta operación que consiste en marcar el ganado menor se lleva a cabo en provincias del N.O argentino, más precisamente en Salta, Jujuy, Tucumán y Catamarca.

   En Catamarca la señalada de caprinos ocaciona una serie de rituales que culmina en una fiesta.

   Para muchos es la más importante del año y reúne gente de los puestos vecinos, se celebra con música, danza, se bebe aloja y se coquea, costumbre ancestral de los pueblos andinos.

   Con anticipación comienzan los preparativos donde no debe faltar vino, aloja, las hojas de coca y los cigarros.

   Cuando llega el día, matan algún cabrito, según las personas que hayan sido invitadas para dar testimonio de los animales que se marcan no son ajenos.

   Las mujeres fabrican flores con lanas de vivos colores y con ellos forman ramitos que luego prenderán al cogote y la cabeza de los cabritos.

   También realizan un pequeño chivito negro con llicta, cuando llega el tiempo, abren el poncho, cuya boca está cerrada y en él colocan las flores, las hojas de coca, el cabrito de llicta y los cigarros y si alguien lo desea  puede introducir algo más, luego cierran las cuatro puntas del poncho y la dueña de la casa donde se va a llevar a cabo la señalada lo carga al hombro y va hacia el corral, una vez allí, seguida por todos los invitados, ya en el centro del corral, extiende el poncho y los concurrentes extraen las hojas de coca que están enteras y se las ofrecen a la dueña de casa, que espera pacientemente a un lado, deseándole que la próxima vez sean quinientas o seiscientas.

   La mujer que recibió la coca invita a todos a coquear y fumarse un cigarrito.

   Acto seguido la mujer invita a carnear el cabrito de llicta y quien va a hacer la farsa de carnearlo ofrece a los invitados las partes imaginarias del cabrito,

   En esta fiesta participan hasta los niños.

   Luego, se eligen dos cabritos, dos machos y una hembra y se le designan los padrinos de una boda muy singular. Dos de los invitados los sujetan con las cabezas y patas en alto, le dan de beber vino, chicha o aguardiente y se los adorna con flores  hechas de lana para iniciar la señalada.

   La dueña de la majada les corta un pedacito de la oreja a los novios y guarda en su chuspa, para luego proseguir con el resto de los animales.

   Una vez que todos los animales fueron señalados, los participantes dan tres vueltas al corral arriando los cabritos y rociándolos con el aguardiente, luego abren la puerta del corral para que la majada salga, entonces la dueña cierra el poncho, lo cargan al hombro fingiendo que es tan pesado que apenas lo pueden cargar de tantas riquezas que se logró cosechar, mientras tanto la dueña y la majadita ya se alejo.

   Luego los participantes se arrodillan, se persignan y rezan alguna oración con el fin de despedirlos. Entonces recogen algunas piedras blancas del suelo y las tiran cerquita de donde estuvieron arrodillados y con ellas levantan una apacheta, dando vuelta a su alrededor y arrojando  su acullico, las flores  y el tabaco para ofrendárselo a la Pachamama, para que ella no los abandone y haga abundante la multiplicación.  

 

Glosario

Llicta:    Pasta de sustancias alcalinas provenientes de plantas de suelos por lo común salitrosos que se emplea para formar el acullico.

Aloja:    Bebida fermentada con el fruto del algarrobo

Acullico:    Bocado de hojas de coca que los habitantes del noroeste del país mascan constantemente.

Chuspa:   Bolsita donde se guarda coca, papel para armar cigarrillos y tabaco, generalmente confeccionado con el buche de un avestruz o cualquier otro elemento, como tela, piel de cabrito, etc.

 Apacheta:   Montículo de piedras, de forma semi-cónicas que levantan los habitantes de los cerros en el N.O argentino y en el altiplano de Bolivia y Perú en homenaje a la Pachamama. Al pasar frente a una apacheta las personas dejan su ofrenda, que puede ser, el acullico, chicha u aloja, o tan simple como una piedra que pasa a engrosar la apacheta.

Coquear:   Mascar las hojas de coca, costumbre que llevan a cabo en el N.O argentino, Bolivia y Perú.

Pachamama:   Madre tierra.



Comentá esta nota:




Cantidad de visitas: 5256415







Más de Te cuento costumbres

LA CORPACHADA

LA PACHAMAMA

LAS PAYADAS

LA SEÑALADA EN EL NOROESTE ARGENTINO

LA SEÑALADA EN EL SUR ARGENTINO

LA PIÑONEADA

EL CARNAVAL

LA MINGA

LA MATEADA




Diseño y Hosting RCH - www.rch.com.ar - www.redcomser.com.ar